Con la llegada de la temporada de otoño-invierno, los fulares son un complemento muy utilizado,ya que es imprescindible salir sin un pañuelo, bufanda o fular que abrigue y es que además de proteger del frio da un estilo único al conjunto en general. Así que, en este artículo hablaremos de algunas de las tendencias en pañuelos.

¿Cómo combinar los pañuelos de seda?

Cuando no hace tanto frío como para llevar una bufanda pero tampoco hace tanto calor como para no llevar nada, nos enfrentamos a la duda de qué es lo ideal para llevar en esta época. Pues bien, el fular es una gran solución que podemos encontrar, pero hay muchos tipos de fulares y muchas maneras de ponérselo en distintos momentos.

Sencillo. El nudo sencillo es la manera más clásica que existe para anudar el fular. Lo tienes que doblar por la mitad y ponértelo alrededor del cuello, después introducir los extremos por la abertura restante. Es una manera muy cómoda y apta para todos los niveles.

Oversize. El oversize se anuda de una manera más compleja, pero sólo se puede hacer si el fular tiene una longitud bastante larga. Colócalo alrededor del cuello y dale dos vueltas, cuando tengas los dos extremos en la parte de delante, cógelos y cruza uno de ellos sobre las dos vueltas anteriores y debe quedar a la altura del pecho.

Dos vueltas y anudado. Para destacar el fular y darle protagonismo a tu look, te recomendamos esta manera, pero tiene que ser un fular largo y de algodón, para que quede natural y no muy abultado. Colócatelo y dale dos vueltas, anuda los extremos en un nudo débil, para que no quede forzado.

Efecto cuello. Si odias que se vean los extremos del pañuelo, esta opción es perfecta, así no te sentirás incómodo. Colócate el pañuelo alrededor del cuello y dale dos vueltas. Después echa los extremos del fular hacia tu espalda. Recomendamos que el fular no sea ni muy largo ni muy corto, para que puedas echar los extremos para atrás pero que tampoco te sobre mucho por detrás.

Casual. Para darle un look más desenfadado, colócalo alrededor de tu cuello y dale una vuelta. Recoge los extremos del pañuelo, ponlos por dentro de la vuelta anterior, anúdalo no muy fuerte para que le de este toque desenfadado. 

Sin anudar. Si no te gustan los nudos, este es el perfecto para ti, póntelo alrededor del cuello y déjalo caer por dentro de la americana.

¿Deben combinar el pañuelo y la corbata?

Una de las preguntas que se hacen frecuentemente es si se lleva o no conjuntamente una corbata con el fular a la vez, la respuesta es sí, además de que queda muy elegante, pero se tiene que saber llevar.

Esta combinación no es para eventos muy formales como por ejemplo una boda o una reunión importante de trabajo, aunque si lo quieres usar para diario para trabajar, es perfecto para utilizarlo como un complemento más, sobre todo en exteriores.

¿Se luce un traje con un fular?

Existen muchas maneras de lucir un fular masculino, la menos complicada y más típica es colocar el pañuelo sobre tu cuello y darle la vuelta a su alrededor y si es más larga, puedes darle dos vueltas y le dará más volumen.

Además, se puede llevar con un traje, le dará un toque diferente y masculino, además de estar mejor por las mañanas de frío, así que no lo dudes y ponte uno en tu cuello. En este caso, un pañuelo con un traje queda bien para eventos formales y recomendamos especialmente un fular de seda o cachemir, para que sea más sofisticado.

Escoge el pañuelo apropiado para tu traje, teniendo en cuenta en que combinen todos los tonos de color. Anúdalo de forma sencilla (como hemos comentado anteriormente) y el extremo más largo recógelo con tu chaqueta. Si no te acaba de gustar, también puedes combinarlo con un pañuelo de bolsillo.

¿Cuál es la combinación perfecta?

Todo hombre tendría que tener un fular en su armario, aunque lo tuyo no sean los nudos, también te lo puedes combinar como hemos visto.

De tanta información, seguro que no sabéis cuál es la combinación perfecta para tí. Pues depende de los gustos de cada persona y de cada situación, visita nuestra web Cencibel y elige el fular perfecto para ti.